Don't wake us up when tomorrow arrives, we'd rather be dreamers

lunes, 23 de enero de 2012

Del amor y sus derivados

Amantes cantan poemas que rezan el sufrimiento que atraviesan
Elevando a lo más puro el romántico sueño de la muerte
Del dulce y perfecto suicidio
Del cuerpo
Pero no del alma
Eterna en conjunto con el objeto de su obsesión
Los brazos de la Parca dan una promesa fidedigna
De eternidad
Mientras que la brisa de la Vida acaricia tentativamente
(insuficiente)
El amor
No es más que el todo
Que abarca las miserias del hombre
y las alegrías con cariz de agonía

domingo, 22 de enero de 2012

Borrasca (presunción)

Nunca podré ser la de ojos amables,
llena de sueños y esperanzas
y labios embebidos en dulzura,
siempre ágiles, con la palabra justa
para cada ocasión

Esperaré, con la mente eclipsada
Y el corazón marchito,
a la mínima señal de tormenta
en el horizonte, cuyos truenos
clamen mi nombre

En el intento de
Hallar mi voz
Quizás entone
La canción de un adiós

Y jamás abandonaré 
el engaño 
en el que me sumergí
para evadir el daño

jueves, 19 de enero de 2012

Terminal

Nuevamente cortándome las manos
Porque eso me garantiza mi dosis
básica de autocompasión
Cuánto más fácil es
llorarle a los sueños rotos
que intentar volar
Más dulces son las lágrimas,
que me envenenan,
que la vaga luz solar
Después de todo, la noche cae tanto
para el cadáver en la tumba
como para los amantes en su lecho

lunes, 16 de enero de 2012

Don't wait the greatest
I don't wanna feel this
I'm better without this
Without it in my head
Without it in my head

I have been aching
Hurting and breaking
Crying and shaking
It's bitter in the end
So bitter in the end

I'm not unemotional
I don't want to be tricked by love again


I'm so bad at faking
I cannot do this
Don't know how to play with
Whatever's in my hands
Whatever's in my hands

I'm not unemotional
I don't want to be tricked by love again
I can't be devotional
I don't want to be tricked by love again


I have nothing left to give
It's your only time to leave
And you're better without me
Don't say "Hey"
Just go away

I'm not unemotional
I don't want to be tricked by love again
I can't be devotional
I don't want to be tricked by love again

martes, 10 de enero de 2012

Existencia sonámbula

A veces me arrepiento de haberte conocido, porque me obligás a salir de mi letargo. Solía pensar que abandonar tal estado casi catatónico sería algo bueno, pero es muy difícil, muy difícil de sobrellevar, de mantener. Es tomar cierto compromiso con la realidad, y no soy lo suficientemente fuerte para eso ni veo de dónde puedo sacar la fortaleza. Sigo siendo el mismo ente carente de ideas y de vida a pesar de mi forzoso aterrizaje en el mundo real. Preferiría ovillarme en mi cama y hundirme en mi patética autocompasión, mientras mi frecuencia cerebral baja hasta el inframundo. Sería mejor para mí no verte, aunque te extraño horrores, pero eso no quita que sería mejor.


Tengo miedo de que la próxima vez que me veas ya no sea con ojos empañados y que comprendas cuánto es lo que abarco (o lo que no, en definitiva ese es el problema), y que simplemente pierda el encanto para vos, como un jarrón, un reloj, un cuadro venido a menos con el pasar de los años, habiéndosele asentándo capas de herrumbre y polvo, completamente deslucido (y, por qué no, obsoleto). También por eso quiero escapar y no me permito el lujo de imaginarme un futuro más allá de mañana. Y es porque soy realista y sé que hay un 90% de posibilidades de que esto termine mal. Te vas a terminar cansando de mi incertidumbre, de mis silencios, de mi desapasionada forma de ser, vas a terminar hartándote de mi ignorancia, de mis dudas, de las palabras que no digo y que por ahí te gustaría oír.


Y, sin embargo, intento pensar. Trato de forzar a alguna idea errante a tomar una forma concreta en mi mente, algo que sea provechoso (de tu agrado), bien porque al final, después de irte perdiendo de a poco, voy a extrañar tu presencia o bien porque me voy a terminar quedando sola (notese que no es lo mismo, en uno la importancia radica en vos, en el otro, en mí). No sé bien.


El miedo hace que me distancie, lo cual es contraproducente. Claro que, entonces, mi objetivo sería permanecer con vos, y si afirmase eso seguramente estaría mintiendo porque la incertidumbre se incuba en mi pecho. ¿Olvidarme y dejar ir todo, para volver otra vez a mi asegurado y tibio nido de negligencia y dulce ignorancia, aislada de cualquier cosa buena o mala que esté acechando? ¿O tomar una honda inspiración, abrir los ojos y los brazos, para finalmente abrazar con fuerza a la vida, y no dejarla ir por más que muerda y arañe? Me veo en la obligación de decir que nunca fui una persona arriesgada y que siempre fui más proclive a la autocompasión que a la acción.


Vos hacé las cuentas.


Y cuando lo hagas, dame la respuesta. No para compararla con la mía, porque seguramente no voy a tener una, sino para ver si esa respuesta se adecua a mí.

viernes, 6 de enero de 2012

Fisura

¿Cuál fue el punto de inflexión? ¿Cuándo fue que la ilusión se quebró? ¿Era el destino trazado, o una lágrima borró el camino?
Y, después de todo, tirarme a un pozo de soledad y enterrarme con toneladas de ignorancia, para arder en la llama lenta del infierno, sigue siendo la opción más tentadora.